BÚSQUEDA POR TAGS: 

POSTS RECIENTES: 

SÍGUEME:

  • Facebook Clean Grey
  • Twitter Clean Grey
  • Instagram Clean Grey

Utøya

Los sucesos que avergüenzan a la raza humana están a la orden del día.

Uno de ellos está marcado en el calendario con fecha del 22 de julio del 2011 en la isla de Utøya en Noruega. El caso habla de Anders Breivik, un terrorista de extrema derecha que causando una explosión de un coche bomba en uno de los edificios de Oslo distrajo la atención de todos le elementos policiacos y de seguridad para dirigirse libremente a la isla de Utøya y sin prisa alguna crear un tiroteo entre 500 jóvenes de un campamento teniendo como saldo de 69 adolescentes asesinados y 8 más por los sucesos en Oslo llegando a la cifra oficial de 77 muertos y más de un centenar de heridos de forma grave y secuelas permanentes.

Móvil del crimen: El odio.

De este suceso se han realizado dos producciones, la de Paul Greengrass que lleva el nombre de 22 JULY que actualmente puedes encontrar en NETFLIX y la que llega a pantalla grande dirigida por Erik Poppe U-JULY 22 o mejor ubicada en cartelera con una extensión en el nombre para darle más sensacionalismo como EL ATENTADO DEL SIGLO: UTOYA.

Las dos películas hablan de forma distinta. La versión de Greengrass tiene un formato más extendido, televisivo y cubre la historia más allá del tiroteo dándole al personaje de Breivik un espacio más protagónico. El objetivo es informar. El drama de arranque se pierde y termina en un formato más documental.

La versión de Erik Poppe EL ATENTADO DEL SIGLO: UTOYA es más vivencial y va más enfocada a impactar las emociones, no pretende ilustrar la nota del suceso en su totalidad. El objetivo es generar conciencia. Se centra solamente en el suceso de la isla. La técnica de la película de usar cámara en mano sin cortes al lado del protagonista nos convierte en una presa más dentro del tiroteo en la isla de Utøya. La única reprimenda tal vez sea que a veces se siente demasiado al camarógrafo, cosa que nos llega a distraer por momentos.

Las escenas están muy bien cuidadas y no hay violencia explícita. No se trata de recrear la matanza, se trata de recrear el miedo. La imaginación hace muy bien su papel en la atmósfera ambiental y pongan “changuitos” para que no les toque gente que hable, platique y sea ruidosamente moleta en la butaca vecina.

No me atrevo a comparar ambas películas, ya que, aunque están en el mismo suceso, los objetivos y alcances son diferentes. Se complementan.

EL ATENTADO DEL SIGLO: UTOYA es fuerte y cruda psicológicamente, los actores adolescentes hacen un buen debut en lo que viene a ser su primera película. La banda sonora que tiene, son los disparos de fondo junto a los gritos de terror de los adolescentes buscando salvar sus vidas.

Lamentablemente la realidad supera a la ficción y se suprimen detalles muy fuertes de la historia real, donde Breivik gritaba consignas de victoria y odio mientras veía morir a los adolescentes celebrando sus acciones.

EL ATENTADO DEL SIGLO: UTOYA es una película que te llevas a casa. La reflexión se logra al ponernos en situación expuesta dudando internamente de nuestras reacciones si llegáramos a estar en un momento similar.

Odiar al odio.

#Utoya #ElAtentadoDelSiglo #cinecrofagos Gussi Cinema

Cinecrófagos Showtime D.R. 2018

  • Facebook - Círculo Negro
  • Instagram - Negro Círculo
  • YouTube - Círculo Negro
  • Twitter - Círculo Negro